Questions? Feedback? powered by Olark live chat software

Curva de presión de un ventilador

Imagínate la siguiente situación: tienes una manguera de riego y conectas el paso de agua. Ahora bloqueas el paso del agua, tapando el extremo de la manguera con du dedo. ¿Qué notas?  Naturalmente, la presión del agua en tu dedo. En estas condiciones tenemos una presión estática máxima y un caudal nulo (no circula el agua). Ahora empiezas a retirar el dedo. Sentirás que la presión disminuye, y que el caudal aumenta. Si finalmente retiras totalmente el dedo y dejas fluir el agua libremente, tendremos una presión estática mínima y un caudal máixmo. Este ejemplo sirve para ilustrar lo que ocurre con los ventiladores de techo.

 

La presión estática de un ventilador de techo está inversamente relacionada con el volumen de aire que desplaza, es decir, su caudal. Igual que sucedía con la manguera, a mayor presión estática menor caudal, y viceversa. Esta relación queda expresada en un gráfico que se conoce como curva de presión. Cada ventilador tiene una curva de presión propia, a velocidad constante. Es decir, hay una curva de presión para cada ventilador y velocidad.

 

Curva de presión de un ventilador

En el gráfico adjunto puedes ver un ejemplo de curva de presión para dos velocidades de un ventilador. Para determinar el caudal de aire que suministrará un ventildor en ciertas condiciones, primero debemos conocer la presión estática a vencer. Es decir, a qué restricciones o resistencia deberá hacer frente el ventilador. Por ejemplo, el ventilador de un motor de coche debe ser capaz de mover aire a través del radiador y el ventilador de un ordenador a través de la rejilla de ventilación y el polvo.

 

Una vez sabemos la presión estática a vencer, el correspondiente punto en la curva nos dará el caudal. Si aumentamos la velocidad del ventilador, la curva de presión será diferente, dándonos un mayor caudal para la misma presión (ver gráfico).

 

En el caso de un ventilador de techo, realmente no existen obstáculos importantes para la circulación del aire -quizás con la excepción de un ventilador demasiado cerca del techo-, por lo que la presión estática que generan es muy baja, y el caudal de aire máximo. Es por este motivo que no suelen suministrarse gráficos de curvas de presión para este tipo de ventiladores, y como mucho se proporciona un valor de caudal.

 

« Volver
Al usar este sitio acepta el uso de cookies propias y de terceros para análisis, contenido personalizado y publicidad. Más información